El Albacete se muere

No son palabras nuestras queriendo llamar la atención de nuestros lectores en referencia a este artículo. No es nada exagerado. Sólo un grito de socorro. Grito que lanzaba el presidente del Albacete, Aurelio Milla. En tono emocionado, conteniéndose, el máximo mandatario del Albacete compareció en rueda de prensa para pedir auxilio.

Asier Sánchez twitter de @asier_sanchez @asier_sanchez

La afición del Carlos Belmonte se moviliza para salvar a su club.

La ampliación no va como se esperaba. En el día en que el tercero de los plazos se abre, el último en teoría, sólo se han suscrito títulos accionariales por valor de 17.000 €uros, lejos, muy lejos de los 3,7 millones de €uros necesarios para garantizar el éxito de la ampliación y la viabilidad del club manchego. El club siquiera ha conseguido llegar a las 500 acciones suscritas en esta ampliación.

Recordando antes con brevedad la historia más gloriosa del equipo, Milla ha hecho un llamamiento a la afición y al fútbol para que se movilice y evite la desaparición de un histórico. Pide la solidaridad de todo el mundo e invita a todos los que consideren que ayudar al Albacete sería un buen gesto a comprar una acción.

“Ninguna aportación es pequeña, no habrá otra ocasión. Ahora o nunca, todo apoyo es importante. Los sueños por los que hemos pasado miles de personas, se pueden esfumar en cualquier momento porque el Albacete Balompié se muere. Estamos lanzando un SOS que debe llegar a todos los amantes del fútbol, la suma de todos evitará la desaparición del club, y si no todo va a desaparecer. Os necesitamos más que nunca y por eso os pedimos que compréis una acción del Alba, y ahora más que nunca Aúpa Alba”, mensaje con el que cerraba Milla su comparecencia.

Los datos no son lada halagüeños. En las dos primeras fases de la ampliación, a la que sólo podían acudir los ya socios o accionistas, se ha suscrito mucho menos de lo esperado y aportes importantes que se esperaban no han llegado finalmente. Con la tercera que hoy se inicia se espera la llegada más numerosa de accionistas. De hecho, sólo si es numerosa se salvará el Alba. A este tercer tramo ya pueden acudir todas las personas físicas y jurídicas que lo deseen. La afición, consciente de la situación se ha puesto a trabajar y han llenado las redes sociales de mensajes de apoyo. La llegada de un inversor con dinero es más que necesaria.

Es inevitable tratar de hacer comparaciones con la ampliación del Real Oviedo. Sin embargo, la situación es difícil de comparar. La masa social albaceteña no es del tamaño de la oviedista y la difusión en prensa que el Real Oviedo y su apliación alcanzaron están muy por encima de la lograda por el Alba.

Es precisamente esto último lo que la afición del club manchego trata de conseguir: atraer a la prensa. Saben que sólo con sus aportaciones la salvación del club es compleja y quieren atraer pequeños inversores de fuera de sus “fronteras”, tal y como hizo el Real Oviedo.

La empresa es compleja. Para la tercera fase hay que suscribir títulos por valor de  3.683.000 €uros. Cada título tiene un valor de 60 €uros (el del Real Oviedo en su recientemente cerrada ampliación rondaba los 10) y la tercera fase, aun no contando con fecha tope, durará dos o tres meses. Podrá aportarse dinero en la ampliación mediante aportaciones en metálico,  cheque  o transferencia bancaria de la entidad Banco Sabadell Nº 0081 0250 97 0001593461.

No hubo interés alguno

Se habñia rumoreado con la posible existencia de personas interesadas en la adquisición del Albacete. Nada más lejos de la realidad. A la puerta del club no ha llamado nadie. Se había rumoreado con la posible existencia de un grupo inversor chino interesado en la compra, pero parece ser un falso rumor. La realidad es bien diferente. Nadie se ha interesado por el momento en el Albacete, lo que agrava la situación un poco más.

En el día de mañana se presentará una campaña para promocionar la captación de accionistas en la tercera fase ya abierta. El Presidente de la entidad, Aurelio Milla, espera y confía en la respuesta generalizada y contundente de la afición.

 Son malos tiempos los que corren en el club manchego. La ampliación tiene que mejorar mucho su rumbo para llegar a buen puerto y no corren los mejores momentos económicos en la ciudad. La afición y el club no pierden la esperanza y, hasta el último momento, el Albacete sigue con vida, pero grave. Desde LaSegundaB deseamos la mayor de las suertes a esta ciudad, a su club y a su afición.