El lateral izquierdo o el puesto maldito en el Nàstic

David Barrera twitter de @SenyorBarrera @SenyorBarrera

Seis años sin un fijo en el lateral izquierdo. Foto: lasegundab.es

Seis años sin un fijo en el lateral izquierdo. Foto: lasegundab.es

Una temporada más el lateral izquierdo del Nàstic da que hablar. El último lateral izquierdo titular y que no fuese discutido en el Nàstic fue Marco. Desde que Marco fue el ultimo lateral consolidado y no discutido han pasado muchos, el único que ha permanecido en la plantilla durante todo este tiempo fue el jugador de Hostalrich, Mingo.

Un Mingo que, no por ser el lateral deseado o por su gran rendimiento a lo largo de sus seis temporadas en el Nàstic permanece. El problema es todos los laterales zurdos que han pasado los últimos años y nunca cumplieron las expectativas, como Cherfa, un lateral francés con proyección que acabó pasando por algún equipo más de la Liga Adelante y en ningún lado cumplió las expectativas. O el también ahora lateral izquierdo del Lugo en la Liga Adelante Raúl Fuster, que después de consolidarse en un equipo como el Elche, en Tarragona nunca dio muestras de su nivel, salvo en algún partido contado.

Caso aparte son los laterales derechos reconvertidos a laterales izquierdo, algo que empezó en su día David García, pero cuando las cosas van bien es más fácil que una apuesta así salga mejor. La temporada pasada muchos partidos le toco al defensa mallorquín Xisco Campos ocupar esta plaza. Xisco Campos es un lateral derecho que en la actualidad juega de central titular en el Nàstic. Esta temporada todo parecía diferente con Kiko Ramírez en el banquillo del Nàstic. Se decidió tal como estaba el mercado apostar por un lateral izquierdo de la casa, que ya había jugado en el primer equipo. Lo había hecho en otra posición la de interior izquierdo, con los años y la experiencia muchos jugadores retrasan su posición. Después de cuatro años en la Pobla y viendo el buen rendimiento en las dos ultimas, no parecía mala opción, un poco arriesgado que fuera el único lateral izquierdo puro de la plantilla. Antes de la marcha de Kiko ya había desaparecido de las alineaciones en favor de su hermano pequeño Fran Vélez, de un perfil más defensivo y que cumple como puede en una posición en la que no se siente nada cómodo. Ya no solo Fran Vélez ha pasado por delante de Ñoño si no que Aarón Bueno también en algún partido ocupo el lateral, con menos éxito que los anteriores.

Dentro de poco llega una nueva apertura del mercado de invierno, y otra vez el Nàstic intentara el fichaje de su posición maldita. Para fichar quizás tenga que vender alguna de las joyas de la cantera, como podría ser Eugeni. Eso implicaría que se tendría que acertar mucho en el fichaje , ya que el jugador que viniera no solo tendría que competir con mas de seis años, si no, que con su fichaje desprenderse de la gran perla de la cantera.

Twitter: @ll__DaViD__l