Grupo III Tres jornadas y mucho por decidir


Badalona, uno de los equipos jueces de la zona alta

Badalona, uno de los equipos jueces de la zona alta

A falta de tres jornadas, empiezan a decidirse las cosas en el grupo tercero de Segunda División B. Dos plazas de Play Off y otras dos de descenso están ya adjudicadas. Pero aún hay infinidad de objetivos por decidirse aún en el grupo, a falta de tres jornadas por jugarse. Cabe recordar que las dos últimas se jugarán en horario unificado para aquellos equipos que aún se jueguen algo.

Lucha por el campeonato:
Huracán Valencia y L’Hospitalet se jugarán la primera plaza en lo que resta de temporada. A pesar de que son los valencianos los que ahora están a la cabeza del grupo, con un punto más que su rival, es L’Hospitalet el que depende de si mismo. Esto es debido a que el Huracán tiene una jornada de descanso pendiente, que justamente será este mismo fin de semana.

Si miramos el calendario, Huracán le resta un partido en casa, donde no conoce la derrota, ante un Gimnàstic el cual parece que no alcanzará el objetivo del PlaOff. El otro partido que le falta es una salida a tierras barcelonesas para enfrentarse al Badalona, equipo el cual presumiblemente ya no se jugará absolutamente nada. L’Hospitalet por su parte tiene una difícil salida al campo del Ontinyent, equipo el cual se está jugando la vida, y recibe al Constància, equipo ahora mismo en promoción de descenso, y al Olímpic, que se puede estar jugando su plaza de entrada al PlayOff. Para no depender de otros, L’Hospitalet solo le sirve sacar el nueve de nueve.

Lucha por el PlayOff:
Con Huracán y L’Hospitalet ya clasificados, dos son las plazas que quedan por jugarse. Alcoyano, Olímpic, Levante B y Gimnàstic optan matemáticamente a estas dos plazas aún, Alcoyano debiendo descansar aún una jornada y Nàstic encontrándose a ocho puntos a falta de nueve.

Los dos equipos que ahora mismo ocupan las plazas de privilegio tienen un calendario por delante más bien complicado. Alcoyano solo tiene dos partidos por delante, siendo ambos fuera de casa. Badalona, más sencillo, y una difícil salida a Tarragona, son lo que tiene por delante. La parte positiva es que ambos equipos puede que ya no se jueguen nada en el momento de enfrentarse a los de Alcoy. Por su parte, el Olímpic, tiene dos salidas complicadas, también ante Gimnàstic, que aún opta a PlayOff, y L’Hospitalet, que presumiblemente se estará jugando el liderato la última jornada. Entre medias, recibirá al Badalona, juez de muchas cosas esta liga a pesar de no jugarse prácticamente nada.

Levante B tiene solo una salida pendiente, de aquí dos jornadas al Nou Camp de Reus, que a pesar de no estar salvado, tiene margen por ahora. Por su parte, esta jornada recibe al Prat, que se juega la vida estas jornadas, pero solo lleva una victoria en los últimos 18 partidos. Y por último, el filial granota recibe al Sant Andreu, el cual lucha por entrar en plazas de Copa del Rey, pero equipo fatigado por culpa del exceso de partidos de esta temporada. Por otro lado, nos encontramos al Gimnàstic, que solo le vale ganar y esperar resultados completamente favorables con derrotas de Levante B y Olímpic. Los tres partidos pendientes son contra equipos colocados más arriba que ellos, cosa que les puede ayudar. Primero reciben al Olímpic, equipo al que han de dar caza, luego visitan al Huracán, y por último reciben en casa al Alcoyano, equipo que ya no pueden alcanzar.

Lucha por la Copa:
Huracán, L’Hospitalet y Alcoyano ya han cerrado su clasificación matemática para la competición de Copa del año que viene, y a Olímpic le falta un solo punto. Así, la quinta plaza que da la clasificación a la Copa, sin depender de ser el equipo con mejor puntuación entre el resto de grupos, se la jugarán Gimnàstic y Sant Andreu. Separados por tres puntos, el Gimnàstic le toca jugar contra tres rivales de la zona alta, mientras que el Sant Andreu en la última jornada juega en Buñol con el Levante jugándose el PlayOff, esta semana visita Son Bibiloni con el Mallorca jugándose la vida, y recibe al Atlético Baleares, que poco se juega ya.

Lucha en la zona baja:
Binissalem y Yeclano certificaron esta última jornada su descenso ya matemático a tercera división, quedando solo dos plazas de descenso más la de promoción por adjudicarse. Importante en esta zona baja el partido de aquí dos semanas entre Mallorca B y Constància, que puede dar mucho aire a los equipos que ahora están en plazas de salvación. Orihuela, Mallorca B, Constància, Ontinyent, Prat, Valencia Mestalla, Reus, Atlético Baleares, Llagostera y Badalona aún pueden caer matemáticamente al pozo, contando que Badalona ya solo podría caer a la plaza de promoción y ya no a las de descenso.

Orihuela es el que lo tiene más complicado. Se encuentra a cinco puntos de la plaza de promoción, faltando nueve por jugar. Cierto es que el calendario es propicio para poder sumar, teniendo todos los partidos contra filiales que se juegan poco ya, siendo los dos próximos partidos en casa (Valencia y Villarreal). Pero su posición no les permite fallar. Mallorca B se encuentra a dos de la promoción, recibiendo esta jornada a un Sant Andreu que lucha por la Copa y visitando la semana que viene al Llagostera, que ya podría estar salvado definitivamente. Clave será la última jornada en la que recibe al Constància, equipo que ahora marca la promoción. Por su parte los de Inca también tienen marcado en rojo ese partido en el calendario, teniendo dos jornadas completamente dispares antes. Si este fin de semana tiene una complicadísima salida al campo de L’Hospitalet, que se juega el liderato, la semana siguiente reciben a un Binissalem ya descendido.

Los equipos que en más peligro se encuentran son Ontinyent, Prat y Valencia Mestalla. Los de Clarkson tiene dos salidas más asequibles ante rivales con poco por jugarse, como son Badalona y Binissalem, pero entre medias reciben a un L’Hospitalet jugándose el liderato. Los pratenses visitan a dos filiales, el Levante jugándose entrar en promoción, y al Villarreal que ya no se juega nada, y recibe a un Yeclano, ya descendido. Por último el filial che tiene el hándicap de jugar un partido menos, descansando la última jornada. A pesar de ello, en la penúltima jornada reciben al filial perico que ya no se jugará nada, y con esos tres puntos puede que ya les sirva. Antes han de visitar al Orihuela jugándose la vida.

Por último, Reus, Atlético Baleares, Llagostera y Badalona tienen ya casi la salvación necesitando ganar solo un partido, o incluso perdiendo os tres podrían conseguir la salvación


//