Todo o nada en el Carlos Belmonte

Hugo Piña twitter de @hugopia24 @hugopia24

Imagen del Carlos Belmonte. Foto: Hugo Piña

El Carlos Belmonte será testigo del Albacete Balompié-Real Oviedo. Foto: Hugo Piña

Partido de vuelta entre dos grandes equipos del futbol español, que seguramente ninguno de los dos merezca estar en la categoría que están y que ni mucho menos uno de los dos se merezca no poder continuar con el sueño del ascenso. Pero entre otras cosas el fútbol es grande por estos “detalles”. Y es que el balompié es grande por lo que genera su alrededor, y la afición el domingo y en el Belmonte ayudarán a crear un ambiente de otra división entre dos aficiones que han sabido comportarte en estas dos semanas como dos “aficiones señoriales”.

Por parte local, el Albacete Bpié la semana ha transcurrido con cierta normalidad, y es que apenas ha habido variación alguna respecto a la ida de la semana pasada. Tan solo son duda para el encuentro Adrià y Núñez, toda vez que Curto parece estar totalmente recuperado de su fortuita lesión en Oviedo. Una de las principales premisas esta semana previa ha sido la de “tener tranquilidad sobre el césped”, pues cabe recordar que solo hace falta un gol para empatar el global de la eliminatoria, y habrá que tener especial cuidado con el ataque azulón. El Albacete Bpié ha cosechado en la temporada regular bueno números, no unos brillantes pero sí óptimos donde solo han conseguido ganar tres rivales en el feudo manchego. Pero mejoran todavía los números con Luis César Sampedro, pues con él al frente el Albacete Bpié tan solo ha anotado una derrota, siendo esta fuera de casa y por un gol a cero. La derrota de la semana pasada en Oviedo supuso su segunda derrota como entrenador blanco, aunque sigue manteniendo números muy positivos y esperanzadores de cara al encuentro de vuelta. Con todo y con esto, el once del Albacete Bpie parece que variará mucho con el de la ida: Campos; Alba, Noguerol, Núñez, Pablo Gil; Tete, Rocha, Mario Ortiz, Jorge Díaz; Víctor Curto y Calle. El Albacete tendrá que replantearse su forma de jugar, si quiere hacer daño al Oviedo, que suponemos esperará al rival con la relativa tranquilidad de estar avanzado en el global por un gol. Por lo visto esta semana en los entrenamientos, es de esperar que el juego blanco sea algo más directo en según qué fases del partido, pues la transición lenta puede hacer desesperar a su parroquia.

Por parte visitante la ilusión es la principal arma que van a tener y es que son muchos años vagabundeando por otras categorías que no se corresponden a la de un club como el Real Oviedo. Durante esta semana, Granero y sus pupilos han aludido a cual será una de sus premisas, y es que la tranquilidad y el buen hacer del juego asturiano ya se plasmó sobre el verde de Oviedo. En Albacete será distinto, pero la calidad de los hombres de Granero será la misma, e incluso más por tener esa mínima ventaja teniendo como consecuencia esa tranquilidad. Durante la semana solo las lesiones de Cerrajería y Alegre han sido las notas negativas, a la que por fortuna no se pudo añadir la de Mantovani, que el martes sufrió un golpe donde se tuvo que retirar del mismo para al día siguiente entrenar con más calma. El equipo azul no estará solo en Albacete, y es que unos 1500 aficionados le acamparán en su travesía por la tierra de los molinos. Con todo y con ello, el once del Oviedo se parecerá también mucho al de la ida: Quintana; Dani Fernández, Mantovani, Baquero, Álvaro; Héctor, Aitor Sanz, Moré, M. Busto, Casares; Diego Cervero.


Comentarios

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *