Un balón que no gusta a todos

Una temporada más, descontento por el balón oficial para la Segunda B


El Balón de la presente temporada vence al Tango 12.

El Balón de la presente temporada vence al Tango 12.

Sin llegar a los límites de la pasada temporada, en la que el Adidas Tango 12 no gustó prácticamente a nadie, el Adidas FEF 13, que así se llama el balón con el que jugarán los futbolistas de Segunda B, Tercera y el fútbol femenino en su categoría más alta, sigue sin terminar de convencer a muchos.

El descontento es mucho menor, ya que el balón de la presente temporada sí es mejor que el de la pasada, pero sigue generando muchas dudas. Analizamos su comportamiento en las siguientes líneas.

Difícil para los porteros

Una vez más, los guardametas son los que más pegas le sacan al balón de Segunda B. Mejora al de la pasada temporada, coinciden, puesto que su vuelo es más “normal” que el del año pasado y el golpeo es más seguro.

El balón, aun así, sigue sorprendiendo en su vuelo con cambios de dirección inesperados y es más botón de lo que desearían los porteros. Muy complicada su tarea con este balón en la hierba artificial.

Sensación de menor ligereza

El FEF 13 mejora a su antecesor respecto a la ligereza. El Tango 12 resultaba un balón ligero en el momento de su estreno. El peso lo ganaba con las lluvias y el mal tiempo, hasta alcanzar un peso excesivo que obligó a algunos clubes a retirar los balones tras acumular sesiones de trabajo bajo la lluvia y el frío.

Por el momento, no se conoce como el FEF 13 soporta las condiciones climatológicas adversas, sobre todo la absorción de agua, pero lo que sí es cierto es que la sensación que nos llega al tener un FEF 13 y un Tango 12 nuevo en las manos es clara: el nuevo balón es ligeramente más pesado, más robusto y, por tanto, mejor en el vuelo.

balon 2Algo más resistente

Los jugadores y técnicos, además de nosotros después de que el nuevo balón pasara por nuestras manos, destacan que el balón es algo más resistente que el anterior. Sus hexágonos y pentágonos están unidos con más fortaleza que los de su antecesor, lo que podría permitir que los clubes ahorraran en cuanto a la compra de balones durante la temporada.

Los balones que tuvimos en las manos llevaban “trabajando” desde el 15 de julio y la sensación de desgaste era muy baja.

Imposible en hierba artificial

Especialmente en aquella hierba que no es de última generación. Una vez más, como ocurriera con el balón de la pasada temporada, el FEF 13 se sigue comportando como un balón botón, que llega a tener un bote del doble de distancia que uno de calidad.

El balón es difícil de controlar y se levanta con facilidad en el juego por el suelo en esta superficie. Además, su deterioro sí que aumenta de manera importante en esta superficie.

Golpeo

El balón es mejor para el golpeo que la pasada temporada. Muchos jugadores coincidían en decir que el golpear el Tango 12 era toda una “aventura”, sobre todo los porteros en sus saques de puerta.

El FEF 13 mejora respecto al anterior, pero sigue siendo un balón un tanto difícil para los golpeos desde larga distancia y los cambios de orientación.

Precio alto

Una vez más, el precio del balón es alto. En los puntos de distribución que hemos encontrado el balón oscila entre los 35 y 50 €uros. Los encargados de una de las tiendas en las que hemos consultado coinciden en decir que el balón cuesta “bastante más de lo que debería si tenemos en cuenta su calidad”.