Empate en Lezama

Bilbao Athletic y Real Madrid “C” empataron en un partido vistoso para el espectador y horrible para los entrenadores. Las defensas hicieron aguas, dejando el protagonismo al juego colectivo y rápido de ambas escuadras

Asier Sánchez twitter de @asier_sanchez @asier_sanchez

Bilbao Athletic y Real Madrid C firmaron un empate. Imagen: LSB

Bilbao Athletic y Real Madrid C firmaron un empate. Imagen: LSB

Bilbao Athletic y Real Madrid “C” empataron en un partido vistoso para el espectador y horrible para los entrenadores. Las defensas hicieron aguas, dejando el protagonismo al juego colectivo y rápido de ambas escuadras

El Bilbao Athletic puso la efectividad en tanto que el equipo de Valdebebas puso las ocasiones y el juego. Guillermo, autor de los dos goles locales, evidenció estar en un gran momento. Grandes errores en la zaga de ambos conjuntos.

El filial de Valdebebas, con una marcha más tanto en el inicio como en todo el partido, llevó el peso del juego en los instantes iniciales gracias a un acertado Medrán, que llevaba el ataque de los suyos hasta posiciones muy ofensivas.

Cuando estábamos cerca de la decena de minutos, Luis iba a tener la primera para los blancos. Recogiendo un gran cambio de orientación enviaba después su disparo al larguero de Arrizabalaga, sin que existiera opción de rechace.

Más tarde, el equipo blanco volvía a avisar. Esta vez con un remate a las redes de Fran Sol, muy activo durante todo el encuentro, que era invalidado por fuera de juego. El Bilbao Athletic trataba de desquitarse el dominio inicial, sin acierto. La intensidad madridista impedía a los de Ziganda llegar a líneas más adelantadas.

Pero con insistencia, el Bilbao Athletic iba consiguiendo llevar el partido al centro del campo, poco a poco y con mucho trabajo, cerrando líneas y espacios. Así, iban a contrarrestar los de Lezama la velocidad visitante con más velocidad. Lo intentaban Guarrotxena y Sabin Merino por sus carriles, aunque sin peligro.

Y la primera ocasión verdadera para los locales, con golpeo a puerta, iba a suponer gol. Guarrotxena envía un gran pase interior entre centrales que lee bien Guillermo. El “9” rojiblanco aguanta bien la línea, se desmarca y con una gran potencia llega ante el guardameta madridista, batiéndole con fuerte disparo.

Corría el reloj por el minuto treinta cuando el marcador se inauguraba y el Bilbao Athletic no se iba a demorar mucho para poner el segundo en el marcador. Un córner pasado lo remata Guarrotxena al larguero. Guillermo, de nuevo, bien colocado remata a placer para hacer el segundo.

LaSegundaB. LezamaTras ese duro correctivo en solo cinco minutos, el Real Madrid C se desquitaba y volvía a cambiar la marcha del encuentro. La intensidad llebaba el partido al campo rojiblanco y en un fallo defensivo, Fran Sol aprovechaba un balón suelto para recortar distancias.

Con ese 2-1 se iban los jugadores a vestuarios mientras los aficionados que abarrotaron Lezama charlando tras una primera parte muy interesante.

A la vuelta de la caseta el guión poco cambió, con dos equipos empeñados en darle velocidad al juego, intensidad y poca corrección defensiva. Pero en esta segunda mitad algo sí iba a cambiar: el cansancio, que se notó más en el cuadro local que en el visitante.

Y es que con el paso de los minutos, a los de Ziganda les iba a costar cada vez más replegar y el no finalizar las jugadas les iba a terminar medrando. Poco tardaba el Real Madrid C, tras el pitido de la reanudación, en lograr el empate. Melero, aprovechando la relajación defensiva local en el área y un barullo ponía tablas en el marcador.

El Real Madrid llevaba a las bandas su juego, tratando de hacer sufrir a Magdaleno y Bustinza, que se mantenían firmes en sus carriles, complicando a los extremos blancos su trabajo. El partido perdía ocasiones con el paso de los minutos, se llevaba a las disputas y los porteros se convertían en meros espectadores de lujo.

En el minuto 80, un claro fuera de juego impedía que el árbitro validase un gol de Bustinza tras una buena jugada de los de Lezama. El Real Madrid se sacudía la tensión volviendo a recuperar la posesión del esférico.

Más tarde, en los últimos minutos de encuentro, Fran Sol sufría una lesión que no le iba a permitir continuar. Caía con todo su peso sobre uno de sus hombros, que terminaba saliéndose. Gestos de dolor del punta de Valdebebas al que mañana se le realizará una resonancia magnética para conocer el alcance de la lesión.

Lezama disfrutó de una buena tarde de fútbol. Las instalaciones se quedaron, de nuevo, pequeñas y el malestar de los aficionados por ello fue fácilmente apreciable.


Comentarios

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *