Empate de brega en el Ruta de la Plata

Zamora y Guijuelo se repartieron los puntos en un encuentro bronco, plagado de tarjetas amarillas, y en el que los dos equipos hicieron méritos suficientes para sumar los tres puntos pero en el que se tuvieron que conformar con sumar el primer punto del 2014.


Zamoranos y chacinaron protestaron varias jugadas al colegiado. Foto: Rubén Bartolomé/ Zamoranews.com

Zamoranos y chacinaron protestaron varias jugadas al colegiado. Foto: Rubén Bartolomé/ Zamoranews.com

Cuando los dos equipos merecen la victoria, a veces un empate es lo más justo. Y eso es lo que debieron de pensar los futbolistas de los dos equipos cuando, al escuchar el pitido final, primero cayeron exhaustos al verde del Ruta de la Plata y luego agradecieron el apoyo de la hinchada que, gracias a las vuvuzelas regaladas por Coca – Cola, estuvo especialmente animosa.

Empezó mejor el Zamora CF, que firmó cinco minutos excelsos, dminando por completo a los chacineros que no eran capaces de salir de su campo. Como ante el Real Avilés, los rojiblancos tenían muy estudiado al rival y supieron maniatarle en los primeros minutos. Pero el Guijuelo de De la Barrera es muy buen equipo, y supo quitarse de encima el dominio de los locales, y empezar a mandar en el campo. Fueron mejores los chacineros en estos primeros cuarenta y cinco minutos, pero las ocasiones quedaron repartidas para los dos equipos.

La más clara de los zamoranos fue para Aarón, cuando Jorge Hernández se revolvió en el área y le dejó el balón franco al extremo zamorano que se encontró primero con Wilfred y después con el poste de los chacineros. Para los chacineros, Antonio Pino pudo poner el primer gol, pero cuando estaba frente a Imanol no fue capaz de rematar el balón.

En la segunda mitad empezaron mejor los rojiblancos, pero el Guijuelo se hizo más profundo y amenazaba a los centrales zamoranos. En una de estas jugadas llegó el gol de los visitantes, cuando Óscar Valero aprovechaba un rechace para poner por delante a los suyos, en una jugada en lo que los rojiblancos pedían tímidamente fuera de juego.

El gol espoleó a los zamoranos, que se lanzaron al ataque en busca del empate, aunque el Guijuelo siguió haciendo daño a la contra al equipo de Aguirre. El técnico asturiano quitó a Dani Mateos por Rubén Sánchez, para sumar piezas ofensivas, y quito a un Di Biase cansado por Cristian, para ganar presencia aérea.

Los cambios le salieron bien al asturiano, que vio como el Zamora daba un paso adelante y empezaba a embotellar al Guijuelo, aunque todavía hubo tiempo para que Javi Ballesteros, que volvió al Ruta de la Plata, tuviera la ocasión para hacer el 0-2 y matar el partido.

En una jugada a balón parado, Cristian, que se acababa de incorporar al terreno de juego, saltaba más alto que su defensor y en un vuelo imperial ponía las tablas en el electrónico. Los rojiblancos olieron sangre y se lanzaron a por la victoria, y la merecieron en estos minutos en los que, primero rubén Sánchez y luego Jorge Hernández tuvieron la victoria en sus pies.

Rubén Sánchez aprovechó un gran pase de Álvaro Montero para plantarse ante Wilfred pero su disparo lo rozaba el cancerbero chacinero para frenarlo y que la defensa pudiera sacarlo bajo palos. Jorge por su parte se fue en velocidad de su par, regateó a dos defensas, pero se encontró con el portero en su intento de gol.

El empate, y a la espera del grueso de la jornada, deja a los rojiblancos en octava posición, la misma en la que acabaron el 2013, pero un punto más cerca de la salvación