Javi Casares deja tocado al Laudio

Un gol del jerezano al poco de iniciarse la segunda mitad da los 3 puntos a un Amorebieta que apenas gozó de ocasiones. El Laudio tampoco creó excesivo peligro cara a la meta de los zornotzarras aunque fue el que más lo intentó en el cómputo de los 90 minutos.


Javi Casares anotó el gol del Amorebieta en Ellakuri Foto: LaSegundaB

Javi Casares anotó el gol del Amorebieta en Ellakuri Foto: LaSegundaB

Los prolegómenos del partido fueron de reivindicación. Los jugadores del Laudio saltaron al césped de Ellakuri con una pancarta en la que denunciaban los cinco meses que llevan sin recibir sus sueldos y aprovecharon que el partido era transmitido en directo por las cámaras de ETB para hacer más fuerza si cabe en sus reivindicaciones.

El partido por su parte tuvo muy poco que contar. Salvo en los primeros minutos en los que ambos conjuntos buscaron la portería contraria con acercamientos más que con ocasiones, fue un duelo de brega y lucha por cada balón en el que ninguno de los contendientes parecían tener clara la forma de llegar a inquietar a los guardametas. En esta primera mitad fue el conjunto local el que llevaría el peso del encuentro, no en vano, el cuadro de Ramón Castelo era y es el más necesitado de puntos.

El único recurso mostrado por el Amorebieta en el primer tiempo eran los lanzamientos largos de Larreategi, bien defendidos por los centrales del Laudio, Bergara y larrainzar. La ocasión más clara en esta primera mitad sería para el Laudio en un remate forzado de Muniozguren al borde del descanso que se marchó desviado, lejos de la meta de Villanueva.

Tras el mercecido tiempo de asueto salieron los de Iñaki Léniz con un poco más de mordiente buscando la portería de Sergio Herrera forzando dos saques de esquina consecutivos. En el minuto 12 Javi Casares que había pasado desapercibido durante todo el partido, se encontraría un balón en la frontal y al ver que no tenía opción de pase optó por el disparo. Un disparo que se envenenó con el bote, ese que tan poco gusta a los porteros, y que superó a Sergio herrera en su estirada. Cero a uno y los de Léniz tenían el partido donde querían.

Intentaría Ramón Castelo cambiar la dinámica con los cambios, pero salvo un remate desviado de Germán Beltrán y un par de saques de esquina en los que el remate saldría desviado ese fue el bagaje local en la segunda mitad. Quizá el resultado más justo hubiese sido el empate pero el fútbol no suele entender de justicia y sí de materializar las ocasiones.

Con este resultado El Laudio sigue ocupando posiciones de descenso a tercera división, mientras que el Amorebieta escala dos puestos, superando a Sestao River y Real Unión que juegan mañana, hasta la novena plaza.