El Albacete es de Segunda

El Carlos Belmonte celebró el ascenso de su equipo en un partido con mucha historia


LaSegundaBes
Compartir    Twitter   ·    Facebook
Imprimir
El Alba vuelve a Segunda | Hugo Piña
El Alba vuelve a Segunda | Hugo Piña

El Alba logra el ascenso gracias a un empate (2-2) ante el Sestao River

Mucho esfuerzo y demasiados errores en la eliminatoria que han costado muchos disgustos a la afición del Albacete, pero más de un millar de días después, el equipo del Carlos Belmonte logra el ascenso a Segunda División B.

El camino no ha sido fácil en estos Play Off. El Sestao River ha merecido mucho, compitiendo a nivel a un Albacete infinitamente superior en presupuesto pero no en ganas e ilusión. Ahí el River ha competido de igual a igual. Muestra de ello es el acongojo que han llevado a las abarrotadas gradas del Belmonte hoy. Tras el empate a tres de la ida en Las Llanas, el River se ha adelantado gracias a un impresionante inicio.

En el minuto dos de partido un rebote acababa pegando en el brazo de César Díaz, que hacía penalty. Jito, especialista desde el punto fatídico, no erraba y hacía el 0-1. Nervios, muchos nervios en las piernas de un Albacete que no se sentía cómodo entre la presión, donde sí jugaba en su salsa el equipo verdinegro, que quería aprovecharse de ello.

Y así lo hizo. Gerardo aprovecharía minutos después una imprecisión en la defensa local para hacer el 0-2 y enmudecer un Belmonte atónito ante el mal hacer de su equipo y la efectividad y corrección del Sestao.

Pero con el paso de los minutos fueron soltándose los jugadores locales. Necesitaban dos tantos. El Sestao River, sabedor de su ventaja y del potencial ofensivo del Albacete, decidió cerrar líneas. Por lo tanto, el balón parado se convertía prácticamente en el único arma capaz de acercar peligro a la meta de Raúl Domínguez. En un córner llegaba el tanto que acortaba distancias, obra de Rubén Cruz, que remataba de cabeza el centro de Diego Benito.

Antes del descanso, en un momento psicológico, Samu en opción personal ponía el 2-2 que daba ventaja al Albacete en la eliminatoria. Un marcador que no se movería más.

Tras el tiempo de asueto, el Albacete contemporizó, trabajó con balón y se encargó de cansar a un Sestao River que no arrojó la toalla en ningún momento. Eso sí, no pudieron llevar peligro ante la meta de Alberto, quizá por cansancio o por el buen hacer, al fin, de los hombres de Sampedro en el aspecto defensivo.

Gritos, lágrimas y júbilo a la conclusión de los 90 y el descuento. El Albacete es equipo de Segunda División.

Noticias relacionadas

 

Etiquetas: Sestao River