¡¡¡MÁS MADERA, ES LA GUERRA!!!

El Murcia lanza un nuevo comunicado y RFEF y LFP, al parecer, tienen clara su postura respecto al "Caso Murcia"


Compartir    Twitter   ·    Facebook
Imprimir
El "Caso Murcia" sigue enquistando el fútbol español | ABC
El “Caso Murcia” sigue enquistando el fútbol español | ABC

Sigue enquistándose el “Caso Murcia”, si ayer los rumores apuntaban a una liga de 24 equipos, que supondría el ascenso del Real Madrid Castilla, hoy se apunta que la Real Federación Española de Fútbol no accederá a una liga que no sea de 22 equipos. Más leña a la hoguera en que se ha convertido el fútbol español.

La polémica no cesa en torno al “Caso Murcia”. A última hora de ayer la entidad presidida por Jesús Samper hizo público un comunicado en el que tachaba de “burla inaceptable e inadmisible del respeto que todos los ciudadanos, e instituciones deben tener con las resoluciones judiciales”.

De nuevo el Real Murcia acusaba a la Liga de Fútbol Profesional de “rehuir el cumplimiento de la resolución judicial notificada” y señalaba que el lunes presentará un nuevo escrito en el Juzgado nº 7 de lo Mercantil -el que ha dictado la reincorporación del conjunto grana a la segunda división- en el que denunciará la “contumaz conducta rebelde de la LFP en el cumplimiento con lo ordenado por aquél Juzgado” y exigirá que “se le aperciba, so pena de incurrir en desobediencia“, si el organismo dirigido por Tebas continúa denegando el cumplimiento del auto. Asimismo solicitará la intervención del Ministerio Fiscal, para que “inicie la responsabilidades penales, que en tal caso, correspondieren“.

Además, El Real Murcia ha recalcado que el anunciado retraso en el inicio del Campeonato de Liga pretendido por la LFP “solamente esconde razones para sortear su obligación judicial” y “unos invocados perjuicios por parte de la LFP, corresponden en exclusividad a la responsabilidad, actuación y conducta de la propia LFP, quien, acatando, simplemente, la orden judicial impuesta y notificada, evitaría situaciones indeseables, y que desde luego el Real Murcia CF SAD ni participa ni puede participar en ningún modo

Por si esto fuera poco, el periodista del diario Marca, Roberto Gómez, publica hoy en el rotativo madrileño que La RFEF tampoco estaría dispuesta a aumentar los equipos participantes en la categoría de plata, ya no sólo a 24, como apuntaba ayer el diario El Mundo, sino a 23, como debiera suceder en caso de la readmisión de la entidad pimentonera.

Gomez ha señalado que a día de hoy hablar de una segunda división con 23 equipos “no es una opción para la RFEF” y ha añadido que tanto el ente federativo como la patronal “aseguran que les resulta imposible cumplir el mandato judicial”.

En los próximos diez días hábiles, deberán encontrarse en el Juzgado el  Real Murcia y la Liga para proponer una solución, aunque si no se llega a un acuerdo -lo más probable- tenga que ser el juez el que resuelva “ya sea reafirmando su auto, o retractándose de él”, según apunta Gómez.

Otra posibilidad que se abre es la de que la LFP y la RFEF acaten el Auto del juez Sánchez Magro, y que el “Caso Murcia” siga su recorrido en los juzgados mientras se disputa la competición a la espera de la resolución final. En caso de ser favorable a las tesis de Javier Tebas  y su organismo, el conjunto grana sería inmediatamente descendido.

Una vuelta de tuerca más a una situación que enquista al fútbol español, que mantiene parado el incio de una categoría como mínimo y en la que  hay más perjudicados.

Los jugadores de la categoría de bronce que aún no saben si iniciarán la competición el próximo fin de semana. Los equipos que deben planificar, si no lo han hecho ya los viajes pertinentes para el inicio de la competición, y por supuesto los aficionados que han pagado un abono y a los que también se les está creando un perjuicio. Para estos aficionados, la organización de defensa de los consumidores, Facua, ya ha indicado que pueden solicitar responsabilidades en concepto de daños.

Más madera para una hoguera que ha convertido el fútbol español en un incendio del que no se conocerán los daños hasta dentro de unos días o semanas, quién sabe.

Noticias relacionadas